El fuego Purificador

Leer: 1 Corintios 3:13

Ver: Fuego purificador de Dios | Mariam Delgado

Aunque puede ser incómodo ser purificado por el fuego, es en esos momentos cuando descubrimos quiénes somos.

Tenemos que recordar una cosa, el fuego siempre es para purificarnos y no para destruirnos. Se trata de que Dios nos limpie y que nos moldee nuestro carácter.

Él nos encuentra en suciedad y desorden en nuestra vida, luego nos limpia a través de Jesucristo y nos purifica probando nuestra fe, para así poder liberarnos de los deseos de la carne.

Durante las pruebas y tiempos difíciles, debemos aferrarnos a las promesas de Dios, y a que Él nunca nos dejará ni nos desamparará.

No huyas del fuego ni te enojes con Dios mientras pasas por el proceso de purificación, sino más bien CORRE hacia Él, cae a Sus pies y recuerda que Él está haciendo algo nuevo con tu vida.

Se que esos procesos son dolorosos, pero recuerda que Dios nos está quebrantando para ser moldeados nuevamente a Su imagen, se también que es difícil aferrarse a la esperanza en medio de las pruebas que atravesamos, pero es ahí cuando debemos continuar buscando la presencia de Dios y confiar en Su ​​plan perfecto mientras entregamos nuestra voluntad a Su voluntad.