El poder del agradecimiento

Leer: 1 Tesalonicenses 5:16-18

Ver:  La gratitud trae recompensa | Mariam Delgado

La Palabra de Dios nos dice que debemos estar felices, orar sin parar y dar gracias en todas las situaciones, pero ¿Entiendes lo que esto significa? Es importante dar gracias en todas las circunstancias, hacer de la gratitud una parte natural de nuestra vida, que brote de nuestros corazones y de nuestros labios.

Cuando estamos agradecidos a Dios por todo lo que nos ha dado, nuestra vida se convierte en una fuente de bendición para los demás.

Se que en ocasiones la vida se vuelve complicada, y puede incluso llegar a ser difícil de sobrellevar. ¡Pero Dios no ha terminado de obrar en nuestras vidas!

 Sus bondades se renuevan cada mañana, y cuando Le damos gracias por ello, creamos una atmósfera de bendición en nosotros y alrededor nuestro. ¡Nos hace bien, y nuestro entorno también se beneficia de ello!

¡La gratitud es algo que se aprende! El apóstol Pablo decía: “he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación” (Filipenses 4:11).

Cuando agradecemos, vemos lo bueno de las cosas, le generamos valor al otro y conectamos con nuevas personas, logrando aumentar las posibilidades de hacer las cosas mejor, obtener mejores resultados y vivir en gozo.

La gratitud a Dios tiene el poder de transformar tu vida, además de fortalecer tu salud física.

Y tú, ¿Por qué estas agradecido hoy?